Djokovic y Medvedev definen el título en Nueva York

Las finales son partidos aparte, especiales, distintos al común del resto de partidos. Y si esa definición es de un evento de Grand Slam esa cualidad distinta crece de forma exponencial, con múltiples elementos en juego, según los protagonistas de turno.

Es así como Novak Djokovic y Daniil Medvedev saldrán el domingo al estadio Arthur Ashe para competir en el partido por el campeonato del US Open cada uno con sus aspiraciones, uno por hacer aún más historia grande en este deporte y el otro, para intentar repetir otro golpe sobre mesa.

Sucede que, si bien se han medido en 14 encuentros previos a nivel del Tour entre ambos, la victoria de Medvedev en sets corridos en la final de 2021 en Flushing Meadows no solo se recuerda como el momento en que levantó su primer gran trofeo. Con su victoria por 6-4, 6-4, 6-4, también le negó a Djokovic un Grand Slam histórico en un año calendario. El jugador de 27 años no cuenta esta vez con un resultado similar.

“Creo que la única forma en que puedo utilizar [la final de 2021] es pensando que Novak, cuando pierde, nunca vuelve a ser el mismo después. Él es diferente. Tiene simplemente una mentalidad diferente”, dijo Medvedev el viernes por la noche después de derrotar al máximo favorito Carlos Alcaraz en las semifinales. “Es por eso que tiene 23 Grand Slams, [todos esos] Masters 1000 y semanas en el No. 1”.

¿Cómo va a usar esa experiencia? “Para saber que va a ser 10 veces mejor de lo que fue ese día, y yo tengo que ser, si quiero vencerlo, 10 veces mejor de lo que fui ese día. Eso es lo que voy a intentar hacer».

Por su parte, tras perder por poco ante Alcaraz en la final de Wimbledon, Djokovic no se juega el Grand Slam en Nueva York pero con sus triunfos de este año en el Abierto de Australia y Roland Garros que le han permitido superar a Rafael Nadal con 23 Grand Slam, tiene una nueva chance para firmar aún más historia. Tener su Grand Slam No. 24 a apenas un par de sets puede ser suficiente motivación para Nole, por si hiciera falta.

«Entiendo que cada vez que estoy en la final de un Grand Slam, es otra oportunidad para hacer historia», dijo Djokovic tras superar con facilidad al estadounidense Ben Shelton en semifinales. «Soy consciente de ello, y por supuesto estoy muy orgulloso, pero no tengo mucho tiempo, ni me permito reflexionar sobre estas cosas o pensar demasiado en la historia en este sentido. Cuando lo hice en el pasado, como en la final de 2021 aquí, quizá me sentí abrumado por la ocasión y la oportunidad, y rendí por debajo de mis posibilidades”, dijo el serbio.

«No quiero que vuelva a ocurrir, e intentaré centrarme en lo que hay que hacer y prepararme tácticamente para ese partido».

Aparte de una emocionante remontada en cinco sets contra Laslo Djere en la tercera ronda, Djokovic ha llegado a su décima final del US Open esta quincena sin ceder otro set. Djokovic, de 36 años, ha estado especialmente fino en su juego de devolución, y el viernes pareció lidiar con facilidad con ataques cruzados de Shelton. Sin embargo, Medvedev cree que su entrega podría ser la clave para superar al serbio en su intento por mejorar su récord de 29-5 en el US Open.

«Tiendo a jugar agresivo, rápido, saco bien», dijo Medvedev cuando se le preguntó por las posibles razones de sus buenos resultados en Nueva York. «Probablemente la velocidad de la pista me ayuda. Por ejemplo, llegar a la final de Indian Wells fue increíble, porque básicamente no puedo golpear la pelota allí. No tiene nada que ver con mi derecha, así que gané a algunos buenos allí, algunos buenos partidos, pero en cuanto me tocó alguien como Carlos con su estilo de juego, se acabó para mí».

Enfrentado a un rival que se siente igual de cómodo en los peloteos largos, Djokovic podría intentar aprovecharse de la famosa posición de fondo de pista de Medvedev, ganándole la cancha para conseguir puntos rápidos con sus tan temidas aperturas.

Por lo pronto, el serbio ha tenido éxito contra el estilo de juego único de Medvedev en el pasado, con una ventaja de 9-5 en la serie Lexus ATP Head2Head contra el No. 3 del mundo y ha ganado cuatro de los cinco enfrentamientos previos entre ambos.

Sin embargo, Medvedev puede confiar en el más reciente de esos enfrentamientos. El jugador de 27 años derrotó al serbio en sets corridos en las semifinales de Dubai en febrero, una victoria que llegó en medio de una racha de 19 victorias en pista dura en febrero y marzo. Pero Medvedev, sin embargo, no se quiere confiar con un Djokovic hambriento de revancha.

«Contra Novak, es lo mismo. Siempre es mejor que la vez anterior que juega», dijo Medvedev, que solo ha derrotado a Djokovic en partidos consecutivos una vez (Montecarlo y Cincinnati, 2019). «Por ejemplo, yo le gané en la final del US Open [en 2021]; él me ganó en Bercy en un gran partido. Carlos le ganó en Wimbledon; [Novak] le ganó en Cincinnati.

«Novak va a ser su mejor versión el domingo, y yo tengo que ser la mejor versión de mí mismo si quiero intentar ganarle”, auguró.

Mientras tanto, el resultado de la final también tendrá grandes implicaciones en la carrera por acabar como No. 1 del año. Si Medvedev triunfa, se colocará a 1.000 puntos tanto del serbio como de Alcaraz en la Pepperstone ATP Live Race To Turin, estableciendo una intrigante batalla a tres bandas para los últimos meses de la temporada.

Djokovic, en tanto, busca ganar tres Grand Slam en un año calendario por cuarta vez: El serbio, que el lunes arrebatará a Alcaraz el No. 1 del Pepperstone ATP Ranking, llega al partido con un récord de 26-1 en los Majors este año. «Obviamente estoy exultante con los resultados hasta ahora en Grand Slams», dijo Djokovic. «Jugar las cuatro finales de los cuatro Slams en una temporada es increíble. Es el mayor logro en el que puedo pensar cuando empiezo la temporada. Eso es con lo que sueño, eso es lo que realmente quería, ahí es donde quiero estar, en este tipo de posición».

“Ahora queda otro partido, así que por supuesto esta conversación será probablemente aún mejor si gano el título. Pero definitivamente, pase lo que pase, estoy extremadamente orgulloso y contento con lo que he conseguido este año en Grand Slams».

Fuente: atptour.com

Web | + posts