Las ondas cerebrales se mueven en direcciones opuestas para crear recuerdos y luego para recuperarlos

Estas ondas de amplio alcance vinculan rápidamente las regiones del cerebro que trabajan en armonía para realizar una tarea

Los científicos descubrieron que las ondas cerebrales tendían a moverse desde la parte posterior del cerebro hacia el frente mientras las personas guardaban algo en su memoria. Por el contrario, cuando buscaban recordar la misma información, esas ondas se movían en la dirección opuesta, desde el frente hacia la parte posterior del cerebro.

Científicos de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, revelaron cómo un tipo de onda cerebral recientemente identificado, llamado ondas viajeras, influye en el almacenamiento y la recuperación de recuerdos. Al monitorear cuidadosamente la actividad neuronal de personas que evocaban recuerdos o formaban otros nuevos, los investigadores lograron detectar que las ondas cerebrales se comportan diferente en cada caso.

Ondas viajeras

“Descubrimos que las ondas tendían a moverse desde la parte posterior del cerebro hacia el frente mientras los pacientes guardaban algo en su memoria. Por el contrario, cuando los pacientes buscaban recordar la misma información, esas ondas se movían en la dirección opuesta, desde el frente hacia la parte posterior del cerebro”, indicó en una nota de prensa Uma R. Mohan, líder de la investigación.

Además, en los cerebros de algunos de los voluntarios que formaron parte del estudio, las ondas viajaron en otras direcciones. “Hubo mucha diversidad entre los pacientes, por lo que implementamos un marco basado en la dirección en que las ondas viajeras de un individuo preferían trasladarse”, agregó Mohan.

En el nuevo estudio, publicado recientemente en la revista Nature Human Behaviour, los investigadores sugieren que estos hallazgos avanzan hacia nuevos enfoques, diagnósticos y terapias que se orienten a trastornos relacionados con la memoria. En ese sentido, el trabajo puede ser un primer paso para desarrollar nuevas orientaciones para interactuar con el cerebro: al medir la dirección en que se mueven las ondas cerebrales de una persona, será posible predecir su comportamiento, según creen los científicos.

Teniendo en cuenta la capacidad del cerebro para poder desarrollar múltiples tareas y funciones al mismo tiempo, como por ejemplo recordar, imaginar, planificar o clasificar, los hallazgos en neurociencias indican que las ondas cerebrales “viajeras” tendrían un papel fundamental en la integración entre distintas regiones del cerebro, para permitir un trabajo interconectado y sinérgico.

Trabajo en múltiples planos

Las ondas cerebrales son patrones de oscilaciones eléctricas que reflejan el estado de cientos o miles de neuronas individuales en un momento determinado. Aunque aún no ha logrado determinarse si las ondas cerebrales impulsan la actividad o simplemente ocurren como un subproducto de la tarea neuronal, es evidente su importancia en la dinámica del cerebro.

Previamente, los neurocientíficos las trataban como un fenómeno estacionario que ocurre en una región en particular del cerebro. Por el contrario, el nuevo estudio contribuye a una comprensión diferente de estas oscilaciones, que las entiende como ondas “viajeras” que se propagan por la corteza cerebral, la capa más externa del cerebro que admite un mayor procesamiento cognitivo.

En otras palabras, tal como comprueba la investigación de Mohan y sus colegas en cuanto al fenómeno de la memoria, las ondas cerebrales tendrían la capacidad de trasladarse por distintas áreas del cerebro, amplificando su impacto como las ondas que se crean en el agua al arrojar una piedra sobre un arroyo. Esto haría posible la integración y trabajo coordinado en múltiples planos de todas las regiones del cerebro.

Fuente: levante-emv.com

Web | + posts